septiembre 30, 2016
79Noticias (13128 articles)
Share

Que hacer para no ganar peso con los años

Seguramente has escuchado más de una vez que cuando llegas a los 40, bajar de peso se vuelve algo casi imposible. A partir de los 30, tu metabolismo se vuelve más lento cada año.

No sólo se trata de la rapidez que perderá tu metabolismo, sino también de la pérdida de actividad a medida que envejecemos. Esto puede sonar deprimente, pero en realidad es una una buena noticia, ya que podemos hacer varias cosas para contrarrestar el aumento de peso.

La tasa metabólica en reposo es una medida de la cantidad de energía que gastamos o quemamos cuando estamos relajados. Dicha cantidad está determinada por varios factores, por ejemplo: altura, sexo, genes, entre otras cosas. Además, nuestros cuerpos pasan por tres diferentes fases al quemar calorías. Aquí te voy a explicar de qué se trata cada una de ellas.

La mayoría de los rumores que escuchas sobre ciertos alimentos que supuestamente aceleran tu metabolismo, no son ciertos. Al comer, nuestro cuerpo quema calorías y ésta es la primera fase, llamada efecto térmico de los alimentos. Podemos hacer más rápido este proceso (sólo un poco) al consumir bebidas estimulantes como el café o té verde.

Subir escaleras para llegar a tu oficina, caminar por un café o sudar en una clase de crossfit, sonactividades físicas que te hacen quemar calorías. Los investigadores llaman a este proceso, la segunda fase.

Después de un largo entrenamiento, quemas más calorías que durante éste y a ese proceso se le llama, tercera fase.

Muchas personas piensan que el entrenamiento de fuerza acelera el metabolismo y no. Sin duda, hacerlo beneficiará a tu salud y tendrá un efecto positivo en tu agilidad y equilibrio, sin embargo, tu metabolismo no cambiará. “La idea de que una libra de músculo quema cientos de calorías extra por día, es un mito”, comentó Gary Foster, profesor de la Escuela de Medicina de Perelman en Pensilvania.

Cuando envejecemos, también nos volvemos menos perspectivos con las necesidades nutricionales de nuestro cuerpo y no nos damos cuenta de cuándo nos sentimos satisfechos. Una buena manera de volvernos más consientes con nuestro apetito es tener varias comidas pequeñas, así controlarás el aumento de peso con los años.